Categorias

Relatos Eróticos

Lo más buscado

Ultimas fotos

Photo
Enviada por Dulces.placeres

Photo
Enviada por salomonnassar

Photo
Enviada por salomonnassar


MI ESPOSA MARY 4

Click to this video!
Relato enviado por : dr.medico el 24/09/2013. Lecturas: 14933

etiquetas relato MI ESPOSA MARY 4 Infidelidades .
Descargar en pdf Descarga el relato en pdf
Resumen
Siguen las infidelidades de mi esposa, ahora ella cuenta como se la cogió el papa de Robertito, por lo que tiene tema de sexo con maduros y algo de zoofilia........


Relato
Pasaron varios días desde la vez que tuve esa aventura con Robertito, un muchacho retrasado de 18 años que podría ser mi hijo y con el cual tuvimos una relación sexual muy placentera y morbosa. Se me hizo raro no verlo esos días trabajando en el taller mecánico de mi hermano, lo extrañaba, quería volver a estar con él y que me diera de nuevo el placer cuando me dio una cogida y me hizo sentir como una perra en celo, al no verlo por el taller, me anime a preguntarle a mi hermano por él, le dije que lo necesitaba para que me ayudara acomodar unos muebles en casa, me dijo que tenía días que no iba por el taller, que casi nunca faltaba sin avisar, que a lo mejor estaba enfermo o le había pasado algo, me angustie un poco, y en ese momento uno de los trabajadores que estaba escuchando se ofreció a ser él quien me podría ayudar si yo quería, era un señor ya viejo que trabajaba con mi hermano, le vi una mirada lujuriosa recorriendo mi cuerpo cuando se ofreció, le contesté que no gracias, que no era urgente lo que tenía que acomodar, me di la vuelta y me retiré de ellos sintiendo sus miradas a mi culo mientras me retiraba.
Ya en casa pienso que a lo mejor el muchacho si está enfermo y decidí un día ir a su casa para saber de él, antes me las ingenié para preguntarle a mi hermano el domicilio de Robertito sin que se notara mi interés sexual por el muchacho, cuando ya tenía el domicilio esperé una ocasión para ir a verlo, ese día fue un viernes en el cual estaba sola, pues mi marido Aurelio salió ese día por la mañana fuera de la ciudad a unos cursos de su trabajo y llegaría hasta el domingo por la noche.
Ese viernes me decidí ir después de comer, necesitaba saber de ese muchacho retrasado, que de esto dudaba que lo fuera, porque me dio tanto placer el día que me cogió, que no cualquier persona normal es capaz de dar, y ese día deseaba verlo, saber que estaba bien y ponernos de acuerdo para que me cogiera como la vez anterior, aprovechando que ese fin de semana iba a estar solita. Así que me animé a ir a buscarlo y ese día después de comer me di una buena ducha y me vestí con una falda negra a medio muslo de tela ligera por ser época de calor, con una blusita roja de tirantes con un buen escote en donde mi sujetador me elevaba mis grandes pechos y se podía ver el inicio de mis senos, completaba mi atuendo unas zapatillas negras de plataforma que se anudaban a media pantorrilla, me vi en el espejo y quedé complacida por que en realidad se me veían muy bien mis curvas, total que me veía muy buena, y me rocié de mi perfume favorito en las partes más estratégicas de mi cuerpo, para que mi muchachito se impresionara y poder estar de nuevo en la cama con él.
Salí de mi casa para subir a mi coche y dirigirme al domicilio de Robertito, al llegar toque el timbre y me abrió un hombre alto y robusto maduro como de unos 55 años, pelo entrecano y barba de varios días.
-Hola buenas tardes, soy la señora Maribel, hermana del dueño del taller en donde trabaja un muchacho llamado Robertito, vive aquí?, se encuentra él?...
--Hola señora buenas tardes, soy Roberto el padre del muchacho, a que se debe el honor de su visita…..me contesto ese señor, ofreciéndome su mano y mirándome todo mi cuerpo sensualmente vestido y perfumado…
-Vengo a saber de su hijo por qué no ha ido a trabajar estos días y pensamos que a lo mejor estaba enfermo o le había pasado algo….
--No señora, mi hijo no está enfermo ni le ha pasado nada, lo que sucede es que se fue al pueblo con su madre, porque su abuelita la operaron y se fueron unos días a cuidarla, gracias por preocuparse, pero pase señora, aprovecho para darle las gracias por darle trabajo a mi hijo, como usted sabe es un poco retrasado y no puede con los estudios y por eso les agradezco que le den trabajo….entré a su casa y me hizo pasar a la sala sin dejar de mirar con insistencia a mi cuerpo…
--Le ofrezco algo de tomar señora?
-No se moleste don Roberto solo venia a saber que su hijo estuviera bien, y como todo está bien me retiro…
--De ninguna manera señora, no es ninguna molestia, al contrario, además aprovecho también para agradecerle lo bien que se porta usted con mi hijo, el me cuenta que también le ayuda a usted con trabajos sencillos en su casa, y como es un poco tonto, solo puede desempeñar trabajos sencillos, y dice que usted es muy buena y generosa con él y que le paga muy bien por sus servicios, sabe, que el último trabajito que le ayudó mi muchacho en su casa, llegó muy contento y me platicó que usted lo gratificó muy bien…..Me puse en alerta, sabrá el padre del muchacho lo que pasó entre nosotros?, traté de aparentar tranquilidad…
-Si, es muy trabajador su hijo….
--Así es, yo le he enseñado a que sea trabajador y acomedido, nos tenemos mucha confianza y siempre todos los días que llega a casa me cuenta como le fue en su trabajo y me lo cuenta todo, TODO…recalcando esto último y lanzándome una mirada procaz e intencionada a mi escote y mis muslos, ya era casi seguro que algo sabia de la forma en que le agradecí a ese retrasado por sus servicios, él tonto de Robertito se lo contó.
--Hace calor señora, le ofrezco algo de tomar?...
-Bueno si, un refresco de cola está bien señor, gracias…contesté en forma displicente con sangre fría, pero preocupada interiormente por tutearme y su intensa mirada a mi cuerpo iba en aumento, pensé que si estaba ahí voluntariamente, tenía que dejar que las cosas rodaran y asumir lo que este hombretón pudiera tener entre manos, sirvió dos vasos con coca cola, y sacó no sé de donde una botella de brandi y sin pedir permiso añadió una buena porción a cada vaso, me dio uno y me invitó a que me sentara en un cómodo sofá, el se sentó en un amplio sillón, estábamos frente a frente, mientras tomábamos de la bebida seguía con su mirada insistente ahora a mis torneados muslos, que al estar sentada cruzada de piernas de seguro se me alcanzaba a ver gran parte de ellos, me incomodaba un poco y no sabía cómo acomodar mis piernas para que se viera lo mínimo de ellas.
De pronto habló:
--Ahora que ya nos conocemos un poco, déjame decirte que eres muy guapa señora Maribel, con razón mi hijo me cuenta lo feliz que se la pasa cuando te ayuda en tu casa, sobre todo la última vez que te ayudó con un trabajito que le encomendaste en tu recamara, mi muchachote debió disfrutar mucho con el pago que le diste por sus servicios…turbada por la seguridad con que me tuteaba por primera vez, y tratando de persuadirlo:
-Pero de qué habla señor, no entiendo….le dije seria, fingiendo no saber de que hablaba…
--Vamos señora, no te hagas la que no sabes, mi hijo me contó cómo le pagaste dejándolo disfrutar de esas ricas curvas que te cargas, quieres que te lo explique?, pues bien, que dirá tu marido si sabe de esto?, o la gente que se dé cuenta de que te aprovechaste de un menor, que aunque mi hijo ya tiene 18 años, por ser retrasado, mentalmente es un menor, y que diría mi esposa si se entera de que te aprovechaste de su hijito, porque déjame decirte que ella es muy celosa….y recordé lo que me contó ese retrasado, de que una noche su madre le masturbó y le mamó su verga, haciéndolo terminar en su boca y comerse toda la leche de su hijo…En eso escuché ladridos en el patio de esa casa y como acto de distracción para el rumbo que estaba derivando la charla con ese hombre, me levanté a ver por la ventana….y desde su sillón me siguió hablando
--Es nuestro perro que está inquieto, un compadre nos trajo a su perra que está en celo para que se aparee con nuestro perro, son de la misma raza, y aprovechamos que no está mi esposa que no quiere que se cruce con nuestro animal, el perro es de ella y como te dije ella es muy celosa también con su perrito, creo que a mi es al único que no me cela jejejeje…poco caso le hice a sus últimos comentarios que me hacía desde su sillón en el que permanecía sentado, estaba viendo con curiosidad como en el patio, un precioso perro pastor alemán cortejaba a la perra en celo que se hacia la difícil, recibiendo lengüetazos en su peludo sexo y después de varios, parecía ahora más receptiva, lo que aprovecho el chucho para atrapar a su hembra y montarla sujetándola con sus patas, asombrada vi claramente el pene grande y rojo del perro que le colgaba entre sus patas traseras y ya teniéndola bien sujeta, le dirigió su largo pene y se lo introdujo de un certero envión para empezar a cogerla con rápidos movimientos de apareamiento, ver todo esto me pareció excitante, pocas veces había visto a unos perros copulando y ahora los veía de cerca y en primera fila, esta escena me empezó a excitar, sentía que se me empezaba a humedecer abajo al ver como la perra se quedaba quietecita disfrutando de la cogida que le asestaba su macho, interiormente sentí envidia del disfrute de la perra, por un momento me olvidé que en la sala estaba el padre de Robertito que hace unos momentos me recriminaba la forma de pagarle a su hijo por los trabajos que me hacía en casa, por lo tanto para tener mejor ángulo de la follada de los perros, apoyé los brazos en la base de la ventana para ver con más comodidad, sin pensar que en esa postura me elevaba el trasero y mi falda le mostraba a don Roberto gran parte de mis muslos, de seguro casi me veía el nacimiento de mi tanguita roja que me puse ese día, el permanecía en silencio desde su asiento viendo el panorama que mi cuerpo le mostraba.
Me puse caliente de verdad al seguir viendo a los perros copulando, esperando que don Roberto no lo notara. Escuché como él se levantaba del sillón y arrastrando los pies se acercaba a la ventana quedando detrás de mí, yo no cambié mi postura, seguía cómoda apoyada con mis brazos en la ventana, viendo sin parpadear la feroz cogida del macho a la hembra perruna. Sentí su aliento detrás de mi nuca al decirme:
--Estas viendo como disfrutan los perros Maribel?, vez como goza esa perrita, que envidia verdad?.....no le contesté, seguí en la misma posición viendo el espectáculo de los perros fornicando creando una atmosfera caliente, a la vez que iba aumentando mi morbo animal. El seguía detrás de mí mirando atento la escena, sin perder detalle también de mi estado de excitación, a la vez que yo sentía su propia excitación en mi espalda.
Se aproximo mas a mi cuerpo que seguía ligeramente inclinado exponiendo mi buen trasero, y allí sentí la presión de un bulto duro y caliente en mis nalgas, e instintivamente reculé un poco para sentirlo más, sin moverme de la posición que me encontraba, fijando toda mi atención en lo que seguía pasando en el patio con los canes, ante mi complacencia, ya estaba en un estado de éxtasis que me provocaba el estar viendo la copula de los perros y el hombre tras de mí, ahora me empezó a puntear lenta y sutilmente en medio de mis nalgas, para luego hacerlo más decidido, tratando de traspasar la ligera tela de mi falda, deje que pusiera sus manazas en mi talle, jalando mi cuerpo mas al suyo, sin dejar de ver ambos en silencio la acción de los perros, todo esto me hacia mojarme cada vez mas mi vagina.
En un momento vimos como la perra en un brusco movimiento se desacopló de la cogida del perro, y este rápido reacciono y cogiéndola por la nuca con sus fauces la sujeto e inmovilizo de nuevo para volverla a penetrar de una sola estocada y continuar con más fuerza las penetraciones, yo hice lo mismo que la perra, tratando de liberarme de don Roberto, y este hizo lo mismo que el perro, me sujeto con sus brazos y me clavo suavemente sus dientes en mi nuca dejándome inmóvil, acción que me sobrecalentó aun mas, me sentí como una perra dominada por su macho, luego siguió con lo suyo, manoseándome ahora con más libertad mis pechos y mis nalgas, sin dejar de puntearme el culo con su duro paquete, yo me quede quietecita disfrutando como lo hacia la perra y permitiendo que me sobara y amasara todas mis curvas, sentí su aliento en mi oído para susurrarme:
--Mira como está disfrutando la feliz perra, te prometo que te puedo hacer disfrutar más que ella….y me dio una lamidita a mi oreja que me dio un placentero escalofrió…..-Aaaahhhh…fue solo lo que atiné a contestar…todo eso fue determinante, ya no hacía nada por evitar todo lo que me hacía, sus manos se posaron en mis muslos y fue subiendo lentamente arrastrando mi cortita falda negra hacia arriba, paso por mis duras nalgas hasta llegar a mis caderas en donde quedo mi faldita enrolladla en mi cintura, dejando al desabierto mi grande culo tan solo tapado por mi tanguita roja que ahora era la única barrera, siguió restregando su dura verga a mi culo un poco más, para luego notar que se bajaba hasta los tobillos su pants para liberar su grande pene que presentía que así lo tenía, para volver a puntear mi cola, ya sentía más caliente su dura verga palpitar en mis nalgas, sentía su respiración entrecortada en mi nuca convirtiéndose en jadeos, sus manos fueron a mis tetas apretujándolas y dando pequeños pellizcos a mis duros pezones sobre mi ropa, que me hacia arquearme de placer pegándome más a su inhiesta estaca, con este movimiento sentía su aliento y calor de sus labios rosando mi cuello….
-Aaaaahhhhh, mmmmm….jadeaba yo disfrutándolo todo….pero nos la ingeniábamos para seguir viendo por la ventana, ahora la perra y perro con la lengua de fuera y babeando seguían disfrutando, este no paraba y sin descanso la penetraba tomándola fuerte con sus patas dándole duro y tupido con esos rápidos movimientos coitales….
--Ves que bien se la sigue pasando la perra, he señora Maribel?...me seguía susurrando al oído, pasando su húmeda lengua por mi cuello, presionando aun mas su verga en mi trasero sobre mi tanguita roja, que no impedía que su caliente palo se acoplara entre mis nalgas…-Mmmmmhhh, mmmmmhhh…yo asentía a todo con suaves gemiditos de aprobación, arqueando mi espalda y reculando para sentirlo más.
Se separo un momento de mi para bajarme mi húmedo tanga rojo a mis tobillo, me los retiró y le ayudé un poco en su faena levantando un poco mis pies, giré mi cabeza un poco hacia atrás y pude ver su portentosa verga, grande, no muy gruesa pero aceptable, con una curvatura en medio que la hacía verse especial e ideal para el placer, surcada de venas y con un glande de mediano a grande violáceo que parecía que en cualquier momento explotaría, y me pilló con mis ojos fijos a su herramienta…
--Te gusta mi verga Maribel, a que si? Me giré sonrojada y me entró un poco de cordura, muy poco diría yo…
-Nnoo, noo, Roberto esto no está bien, no puede ser, no sigas por favor...traté de dar marcha atrás, pero creo que ya era demasiado tarde, ya lo tuteaba también, mi vagina seguía húmeda, signos de que ya estaba entregada, el hombre al ver mi duda, me tomó con sus manos me volteó hacia él y me acercó a su cuerpo tomándome de mi grandes nalgas acorde a sus manazas, sintiendo su rígida vergota en contacto con mi pubis, empezó a dar húmedos besos y calientes lametazos a mi expuesto cuello….
-Aaahhhhh, Roberto que me haces, aaahhh, paraaaaa, aahhh, jadeaba a la vez que le puse mis brazos a su peludo cuello dejándome babosear a la vez mi fino cuello, el viejo fue buscando mi boca, la encontró pronto, y la encontró entreabierta por mis jadeos que profería, me beso con pasión animal, metió su larga lengua buscando la mía y la encontró sin problema jugando con ella para besarnos con ansia chupándonos, babeándonos y comiéndonos nuestras bocas, seguía sintiendo su dura verga en mis recortados bellos púbicos, frotándome en círculos sobre su duro y curvo pene sintiendo tanta excitación que me elevé de puntitas, sosteniéndome con mis manos de su cuello, con la finalidad de elevar mi pelvis y sentir su duro y curvo pene directamente contra mis mojados labios vaginales de mi sexo húmedo, ya estaba completamente entregada a ese hombre, que me tenía a poco de clavármela ahí mismo de pie, y nuestras bocas seguían jugando apasionadamente, magreandonos mutuamente en forma por demás efusiva, sin dejar de amasarme mis nalgas y seguir rosando su sexo con el mío, decidida abrí mis piernas para que su verga entrara de una vez a mi caliente cueva.
Pero el tenía otros `planes al comprobar que me tenía ya toda entregada totalmente a sus deseos de tomarme como mejor le pareciera, y con cierta desilusión me dejó de besar y acariciar mi caliente cuerpo…
--Espera Maribel, déjame ver que tenemos aquí…..me dijo mirando mis erguidos pezones por sobre mi blusa, posó sus dedos sobre ellos dándole leves y placenteros pellizquitos que respondieron al instante al ponerse más duros y erectos, luego me levantó mi prenda para desliarla por mi cabeza y retirarla al igual que mi sostén quedando desnuda de cintura para arriba enseñando orgullosa mis grandes tetas, yo en silencio y caliente lo dejaba actuar….
--Pero qué maravilla de tetas son estas señora!!….eufórico acercó su cara para besar, y lamer todo el contorno de mis globos, alternando con suaves mordiscos a mis inhiestos pezones que se ponían más duros por el tratamiento recibido, luego me retiró mi faldita que seguía arremolinada en mis caderas, quedando en un abrir y cerrar de ojos toda desnuda ante don Roberto que con los ojos más abiertos y lujuriosos no dejaba de mirarme de arriba abajo en todo mi maduro y buen cuerpo, tan solo me quedaban mis zapatillas de plataforma que llevaba ese día, yo seguía en silencio y más caliente…
--Wow señora Maribel, pero que buena estas!!, todo esto se comió mi hijo?.... diciendo esto, se despojó de su ropa, quedando también desnudo como lo estaba yo, que excitada veía ese cuerpo robusto lleno de pelos por todos lados, como a mí me gustan, detuve mi mirada en su dura verga curveada, que palpitaba apuntando hacia arriba y le colgaban dos grandes huevos hinchados de leche que de seguro esperaban ser descargados dentro de mi cuerpo, yo seguía en silencio y aun más caliente….
--Veo que te gusta mi verga Maribel, y déjame decirte que sabe hacer muy buenos trabajos, mejor de los que te hace la de mi Robertito, seguro vas a disfrutar más con esta…. me lo decía a la vez que se sobaba de arriba abajo su vergota, yo seguía en silencio, sin habla, caliente, excitada, ansiosa por que ya me metiera esa dura y divina verga curva y disfrutar lo que ese hombretón me mostraba, ya me tenía como un horno, por lo que rompí mi silencio con voz ronca de placer, sin dejar de mirarlo directo a los ojos y tomando con mi manita la caliente y dura verga, palpando su dureza y acariciándola a la vez….
-Hazme lo que quieras Roberto, necesito esto dentro de mí pero por favor no cuentes nada de esto y de lo que sabes, y te dejo que hoy me hagas tuya de la forma que más te plazca…. El hombre asintió con una sonrisa placentera, y gentilmente me tomó de mis hombros para voltearme de nuevo hacia la ventana….
--Claro que si señora Maribel jejejeje, desde este momento eres mía, eres mi hembra, yo soy tu macho y tu mi perrita, jejejeje, a propósito, antes veamos cómo van esos afortunados allá afuera….vimos que el perro daba sus últimas embestidas a la afortunada perra, antes de quedar quieto sobre el lomo de ella sin soltarla con sus patas con las que la tenia firmemente sujeta, de seguro regando su semen dentro de ella, preñándola en ese momento y luego quedando enganchados.
Esto elevó aun mas nuestro placer morboso, Roberto acercó su verga a mis nalgas, pasándola por toda la línea que las divide, me tomó de mis carnosos glúteos y las abrió, yo separe ansiosa mis piernas, apoyé de nuevo mis brazos en la base de la ventana, y me incliné un poco para que se levantara mi expuesto trasero, Roberto se agachó un poco para darme unas lengüetadas en la parte externa de mi vagina, metiendo su lengua entre mis mojados labios vaginales, según él para lubricar lo que de plano no necesitaba, cosa que él lo constató de inmediato al sentir en su boca lo mojado que estaba mi sexo, luego de saborear y deleitarse con mis jugos, se incorporó para ahora tomar su verga y dirigirla a la entrada de mi entrada vaginal, graduaba con su pelvis la altura de mi culo de forma que quedara justo para ensartarme desde atrás.
Y sin esperar más, y tomándome de mis nalgas, las separó un poco para tener buena visión de lo que iba hacerme empezó a penetrar lento y firme, sentía cada centímetro de ese pedazo de carne que iba entrando dentro de mí, sentía como me rozaba los pliegues de mi vulva con su increíble curvatura haciendo más placentera la penetración, tensando mis paredes vaginales, no paró hasta que sentí que la tenía toda adentro, ya estaba totalmente empalada, solo sus grandes y velludos huevos los sentía fuera rozando mis finos pelitos de mi encharcada vulva.
-Aaahhh, ummmmm, que rico me penetras aaahhhhh,ummmmmm…. Jadeaba al sentirme bien ensartada…
Se quedó unos segundos así, con su dura, caliente, larga y curveada verga hasta el fondo de mi vagina, tocando con su gruesa cabeza la entrada de mi útero, gimiendo ambos quedamente, me sentía en la gloria sentirme así totalmente llena de su rico palote, y no pude contenerme más, quería que empezara a darme placer con eso que tenia dentro, así que empecé a mover mi empalado trasero de atrás a delante para sentir la placentera fricción a mis mojadas paredes vaginales, Roberto como que despertó de su trance al tenerme en esa posición, que inició un suave meneo de sus caderas para empezar a bombearme lento pero firme, que yo acompañaba reculando a cada movimiento de penetración .
Nos olvidamos completamente de los perros allá afuera que seguían enganchados, ahora solo éramos Roberto y yo, un macho y una hembra, un perro caliente y una perra aun más caliente, que con esa verga entrando y saliendo me tenia al borde del orgasmo cuando subió sus manos para amasar mis grandes pechos que se bamboleaban de un lado a otro ante cada penetración que me daba, ahora me pellizcaba deliciosamente mis duros pezones, haciéndome hablar y bramar de placer……
-Aaaaaahhhhh, uuuummmmmm, aaaaaaggghhhh, Roberto que placer me das, aaahhh, sigue así cariño, sigue asiiii, mmmmm, que placer me estás dando con tu dura verga amor, aaaahhhhhhhh, siiiii, ricoooo, no pares, sigue, sigueeeee….esto hizo que Roberto después de las lentas y firmes embestidas, perdiera el control, y tomándome ahora de mis caderas, me empezó a coger en serio, con movimientos fuertes y rápidos de cadera, comparándolos como lo hacían los perros hace rato, y sintiéndome toda una perra recibía dócil esos rudos y placenteros embistes….
--Ummmm, señora que rico culo tienes, toma mi verga, siéntela toda, siente a tu macho, eres mi hembra, eres mi puta, eres mi perra, aaaahhhh, que lindo mueves estas nalgonas que tienes y ahora son mías, aaahhhhhh, que mojada estas ahí abajo, oyes el chapoteo he? te calentaste mucho viendo a los perros verdad?, esto es lo que querías no? Que te cojan duro como la perra que eres, toma verga puta, toma verga perra….ahora me daba más duro, haciendo chocar mi cara con el vidrio de la ventana, dejándolo mojado de mi caliente transpiración, ante todo esto no pude aguantar más la morbosa cogida que me daba el padre de Robertito y estallé en un rico y placentero orgasmo…..
-Aaaaaaahhhhhhh, siiiiii, que rico me coges, sssiiiii, soy tuya, soy tu puta, aaahhhhhhhhh, soy tu perra, aaahhhhhh, y descargué mis jugos bañando su verga, y reculando y meneando aun mas mis nalgas produciendo mas fuerte el ruido de chapoteo que nuestros sexos producían…..quedé exhausta apoyada con mis brazos a la ventana, si no es porque me tenia sujeta de mis caderas y sujeta con su verga dentro, me hubiera desplomado ahí mismo, al inclinarme quedó expuesto mi ano que Roberto no perdía de vista, así que sin dejar de bombearme ahora más lento, y aprovechando que aun tenia la resaca de mi venida, empezó con sus dedos acariciar mi rosado culito, sentí un escupitajo en mi culo y con eso me lubricó y me introdujo su gordo dedo índice hasta la empuñadura, perforando mi orificio posterior, y empezó a moverlo en círculos dilatándolo, sin dejar de seguir moviendo su verga dentro de mi encharcada cueva, todo esto, hacia que no se apagara en ningún momento el placer que me proporcionaba este experto hombre
-Ouuuchhh, que me haces Roberto, ummmmm,…
--Te gusta esto, verdad perrita?...me seguía dardeando el culo y su verga en mi vagina me daba doble placer esa singular doble penetración…
-Ummmm,si,siiii,mmmmm.,sigue asiiii,,,,aaaaaahhhh, que rico me haces esto en mis dos agujeritos, aaahhhhhh.., sigue haciendo eso que me da mucho placer, aaahhhhhhhhhhhh…. Otro fuerte orgasmo me vino simultaneo al anterior, quedé con las piernas débiles y desmadejadas de mi venida, casi no me sostenía sola, creí caerme al piso, de no ser que estaba sujeta a la ventana y de su verga incrustada en mi concha y su dedo en mi culo, y sin dejar reponerme me saco su verga y su dedo de mi vagina y ano respectivamente, me volteo hacia él para decirme:
--Vente perrita para acá que estaremos más cómodos….
-Ufffff, Roberto estoy agotada del placer que me diste, casi ni me puedo sostener sola, ayúdame por favor….
--Claro que si mi putita, agárrese de mi cuello…..y tomándome de la cintura me cargó yo rodee mis piernas a su gruesa cintura me colgué a él, estando cargada sin dificultad por ser el corpulento y yo menudita, tomó su aun duro palo y me lo alojó en mi aun encharcada vagina, ensartándome hasta el fondo en esa posición, y así bien empalada caminó en dirección a la sala, no sin antes echar un último vistazo al patio para ver a los perros, en donde nos percatamos que ya se habían destrabado de su apareamiento y ahora se estaban lamiendo sus sexos, vimos que la perra le limpiaba con lametones esa roja verga que le dio placer, Roberto con una sonrisa picara, empezó a dar pasitos cortos en dirección a la sala, en cada paso que daba mi cuerpito brincaba y me ensartaba solita, sentía su verga rozar mis paredes vaginales, provocándome oleadas de placer, hasta que llegamos al sofá y ahí me deposito con delicadeza, se desenchufo de mi, dejándome cómodamente sentada, y ofreciéndome cerca de mi rostro su grande y curveada verga toda pringada de nuestros fluidos y me ordenó:
--Sra. Maribel, perrita, abra su hociquito y límpieme la verga con su lengua, como las perras hacen con sus machos cuando terminan de recibir una buena dosis de placer, jejejeje…..y sin importarme nada de la morbosa orden y teniendo tan cerca de mi cara ese divino vergajo que hace rato me había arrancado 2 maravillosos orgasmos, exclamé divertida y caliente:
-Ummm, que macho tan aprovechado eres, jijijijijiji ….y con ansia animal tomé con mis manitas ese pene duro y acariciando su rara curvatura que tanta fricción de gozo me provocó, abrí mi boqui…mi hociquito y sacando la lengua empezó con mi tarea de dejarlo bien limpio, empezando por su amoratada cabeza, siguiendo camino por todo el tronco, deteniéndome en su curvatura vergal para ahí darle por unos segundos más lamiditas y besitos que el resto del su potente verga, quedando bien limpia de fluidos, ahora sí que estaba brillante y rechinando de limpia, jijijijijiji….mi macho solo gemía satisfecho por mi limpieza….
--Mmmmmmm, que buen trabajo hizo mi hembra, jejejeje, quedó muy bonita, verdad perrita?, ahora porque no la pruebas para ver qué opinas de la calidad de mi verga, jejejeje….no me lo pidió dos veces sin soltarla de mi manita abrí grande mi hociquito y me comí de un bocado toda la hinchada cabeza succionándola de inmediato, otro bocado y casi me traguee la mitad para luego seguir mamando esa portentosa verga, otro bocado mas y me la trague toda, la sentía hasta la garganta, mi naricita chocó con sus abundantes pelos púbicos, y claro mi macho ya bufaba del placer que le estaba dando su perra……
--Aaaaaahhhhhh, eso así perra, asiii sigue chupando, mmmmm, que bien la chupa mi perrita, ooohhhhhh, que placer me da tu hocicooohhhhhhhhhh….jadeaba mi macho, y tomándome de mi cabeza empezó a cogerme por mi cavidad oral, mientras yo me esmeraba e intensificaba mi mamada moviendo mi lengua y succionando a la vez, provocándole más gemidos de placer, y sintiendo su pene mas hinchado y tenso en mi hocico de perra en brama, creí que Roberto no iba aguantar mucho este tratamiento buco lingual, y se iba a correr pronto en mi boca que la esperaba ansiosa por sentir toda la leche guardada en esos duros y grandes huevos que le colgaban y se bamboleaban ante cada movimiento de mi cabeza, y mi macho sacando fuerzas de no sé donde, se contuvo y dio un tirón hacia atrás, sacando entre gentil y bruscamente su barra de carne de mi boc….hocico…..
--Ufff, espera Maribel, espera perrita, no quiero terminar en tu lindo hociquito, creo que tienes otro lugar aun más lindo mi putita, y es ese rico culo que tienes y me enloqueció desde que entraste a mi casa y te lo vi paradito en la ventana, así que párate y colócate así en el sofá,……me volteó con sus manos y me tumbó boca abajo, colocando dos mullidos cojines bajo mi abdomen, y en esa postura quedó todo mi traserote expuesto, ante ese panorama, me comió mi culo un poco con su maravillosa lengua horadando alrededor de mi ano y tratando de meter la puntita en mi rosado anito, me sentía en las nubes ante ese divino tratamiento moviendo mis nalgas sensualmente, dándole a entender que me encantaba lo que me hacía, entrecerré mi ojos imaginando que esa lengua era canina, y ya sentía todo mi culo lleno de babas…..
-Ooohhhhhh uuummmmmhhh, que placer me da tu lengua cariño, ummmmm, que rico siento mmmmmhhh,,, paró de repente y se ensalivó de nuevo su gordo dedo índice y me lo introdujo en mi culo entrando y saliendo en forma circular para dilatarlo, otro escupitajo a mi culo y lo impregnó alrededor de mi rosado y mojado anito, luego me tomó de mis caderas y me levantó un poco del sofá quedando en cuatro patas como las perras, colocó la gruesa cabeza a la entrada de mi ano y empezó a empujar, teniéndome bien sujeta de mis caderas….protesté un poco ante la inminente enculada, que aunque no era la primera vez que me la metían por el culo, si me daba algo de miedo que me fuera a lastimar con su grande verga….
-Nooo, espera Roberto por ahí no por favor, que me va a doler….pero no hizo caso y cambió su actitud de ser pasional a una actitud animal….
--Cállate perra, como de que no, te la voy a meter por ese rico culo que tienes, y aunque te duela te voy a encular, así que ponte flojita y trata de gozar porque ahorita te voy a reventar este culito bonito que tienes…..y siguió arremetiendo su hinchado glande ante mi indefenso anillito que empezaba a ceder a la presión de su verga, ayudaba la humedad de babas que allí tenia, y al decir esto último, impulsó fuerte bien afianzado a mis caderas y cintura, como hace rato tenía el perro a su perra en el patio, y me la enterró limpiamente hasta el fondo de mi culo…
-Aaaaargghhhhhh, bruto, hazlo despacio aaaaarrrggghhhh, que dueleeeee….pero ya era tarde, pues me la metió toda de un solo empuje, sentí en todo el trayecto de inmersión, la rara curvatura de su pene por mis pliegues anales, la sentí rozarme todo el trayecto, lo bueno que se quedó quieto con su verga ensartada en el fondo de mi culo, solo sus duros huevos rebotaban en mis hinchados labios vaginales, me tenía bien sujeta como si creyera que me le fuera escapar, pero eso era lo último que haría, porque ya no sentía dolor sino gran placer al sentir su verga bien embutida la funda de mi culo….
--Te duele perrita? Ya te tengo totalmente enculada, te duele ahora?...
-No ya no me duele mi amor, ya no siento dolor, ahora siento placer mmmmmhhhh…
--Ahora si que te tengo como yo quería, como una verdadera perra, así te quería tener desde hace rato que te calentaste viendo como cogían los perros afuera, recuerdas perrita?, pues así es como te voy a coger, como una autentica perra en celo que estas convertida ahorita, toma uuuummmm, que rico culo tienes perra y que bien me aprietas mi verga con ese culazo que te cargas, mmmmmm….y empezó a cogerme por el culo, apuntalándome duro, tratando de meter su verga aun más adentro…..
-Uuuummmm, aaaahhhh, siiiii, dame, cógeme, soy tu perra, aaahhh, gemía del placer animal que me proporcionaba ese machote de don Roberto, que seguía martillando su duro pene dentro de mi culo…
--Te está gustando como te estoy culeando perra?...
-Si, asiii, sigueeeee, Aaahhhhh, ricoooo, aaahhhhhh…
--Te excitaste hace rato viendo a los perros fornicar y disfrutar allá afuera verdad señora?...
-Si, me excite mucho, mmmmmhhhh….
--Pero ahora eres tú la que está disfrutando con tu macho, verdad perrita?....
-Si, asiiii, mmmmmhhhh, sigue cogiéndome macho mío, dama duro así, asiii, aaahhhhhmmmm…jadeaba ante cada arremetida fuerte que me estaba propinando ese hombretón….
--Sentías envidia de cómo mi perro hacia bramar de placer a esa perra verdad, te hubiera gustado estar en su lugar verdad señora Maribel?....
-Si, siiiii, mmmmmhhhh….. Contestaba afirmativamente a todas sus preguntas, presa de la calentura y el goce que sentía estar ahí en cuatro patas siendo cogida en forma animal por el culo como una perra en brama, por el padre del retrasado de Robertito, que creí que estaba enfermo y por todo ello estaba ahora ahí bien ensartada por esa dura y curva verga que me estaba proporcionando un inmenso placer animal….
--Si te gustó como mi perro hace gozar a las perras en brama, creo que te gustaría que el también te haga gozar cogiéndote así como yo te estoy cogiendo, he perrita puta? si quieres ahorita que termine de culiarte, traigo aquí a mi perro para que te coja y te haga disfrutar el también, se que lo deseas perra….ante esa propuesta morbosa me lo imaginé y sentí que me venía un brutal orgasmo….
-Si, siiiiiii, si me gustaría, Aaaaahhhh… me corro, mmmmmhhh, aaahhhhhh, que rico es estoó, aaaaaahhhhhrgggghhh….. Empecé a mover y levantar mi culo tratando de que entrara mas dentro esa portentosa verga, y me quedé disfrutando de mi corrida fenomenal, me estaba quieta de mi cintura, y dando espasmos en mi trasero, producto de mi orgasmo por el culo, lo que aprovechó don Roberto para correrse el también en el fondo de mi culo…..
-Aaaaaaaaaarrrgggghhhhhhhh, que ricoooo, que placer me estás dando con tu sabroso y rico culo, puta perrita míaaaaa, aaahhhhhhhhhhhh, mientras se corría con su verga bien incrustada en el fondo de mi culo, dejó mis caderas para que con sus manos alcanzara mi rostro para acercar su cara a mi boca para darme un apasionado beso comiéndome literalmente mi lengua, yo lo recibí con mi boca totalmente abierta disfrutando de su beso y sintiendo en mi interior los espesos y calientes lechazos que disparaba su portentosa verga, luego de que menguo su corrida, se desplomo sobre mi cuerpecito quedando totalmente cobijada por ese robusto cuerpo, luego de unos minutos de relajación en que se normalizara nuestra respiración, extrajo su ya morcillona verga de mi culo, escuchándose el clásico plop cuando una verga se extrae de un culo, quedando ambos abrazados en el amplio sofá, con una mano apretándome las nalgas y mi cuello reposando en su brazo, y ya con la confianza de sentirme toda suya y con nuestro aliento normal me empezó hablar:
--Que bien coges cabrona, eres bien caliente, por eso te tiraste a mi hijo, pero ahora eres mía y este culo es mío…..me decía todo esto mientras con sus dedos me acariciaba mi adolorido culo,,,,,
--Y como se que te calienta ver coger a mi perro Sultán, creo que ahorita lo traigo para que te coja, como vez perra?... me estremecí al imaginar que ese perro que ahora sabia su nombre me cogiera…
-No mi amor, estoy agotada, mejor lo dejamos para otra ocasión…
-Ok perra, que te parece si vienes mañana Sábado, para que sultán y yo te llenemos estos dos ricos agujeritos que tienes y que dan mucho placer, aparte de tu sensual boca,…..al decir esto, me empezó a besar con una pasión animal, la cual correspondí con la misma pasión animal de una autentica perra en brama, luego de intercambiar nuestras babas me dijo:
--El domingo llega mi esposa y mi hijo, y ya después no podemos hacer nada, porque déjame contarte un secretillo, ya te dije que mi esposa es muy celosa, pero no de mí, sino que de mi hijo y su perro Sultán, que los quiere tanto que ya se dejó coger por sultán, y no sé si también por mi hijo, pero creo que así es, por que una vez que estaba durmiendo la borrachera, la vi salir desnuda del cuarto de mi hijo, y con sultán la encontré una noche que llegué tarde y estaba bien abotonada por el perro, esa noche me excité tanto que en vez de recriminarle su aberrante acción, me acerque e con mi verga bien empalmada y me la mamó bien rico que prácticamente la viole por la boca, y desde ese día sigue con su práctica sexual con Sultán, así que mañana quiero que vengas decidida a que Sultán te haga ser una perrita más de su harem, jejejejeje, y creo que tu le vas a gustar mas, estará más encantado en cogerse ese rico culito que tienes, en vez del gordo y bofo culo de mi esposa, jejejeje……..
-No Roberto, creo que no es buena idea, me da miedo que tu perro me coja, me podría hacer daño, además yo nunca he hecho algo así…..
--No te preocupes perrita, yo sé que si te gustaría probarlo, si hace rato te calentaste tan solo de ver como Sultán se apareaba con su perra, y estoy seguro que al verlos te excitaste de solo pensar que era a ti a quien se la estaba cogiendo, verdad putilla?….
-No esto ya es demasiado, no te niego que si me excité, pero hacerlo con tu perro creo que no me animaría, me da miedo y no lo voy hacer…….entonces cambio su actitud, jalándome de los cabellos haciéndome daño y hablándome enojado me dijo:
--Mira señora puta, vas hacer lo que yo te ordene, además ahora ya eres mía después de que te di verga por tus tres orificios y vas hacer lo que yo te diga, si no se van a enterar de que viniste a mi casa para que te metiera mi verga, y también se enteraran de que te cogiste a mi hijo, lo sabrán tanto el cornudo de tu marido como tu hermano, además de mi esposa y Robertito, eso quieres perra?, y no me hagas enojar mas porque soy capaz de ahorita mismo traer a Sultán aquí para que te coja bien cogida como la perra en brama que eres, entendido?..
-Ayayay, suéltame que me haces daño, está bien mañana vengo, pero déjame ir por que ya es tarde y mi esposo me puede llamar a mi casa…..
--Bueno Maribel, así me gusta que seas obediente con tu macho, de hoy en delante vendrás cada vez que yo quiera cogerte, entendido perrita?....diciendo esto me empezó de nuevo a sobar mis pechos y mis nalgas desnudas, a la vez que me empezaba a besar metiendo su lengua en mi boca, acto que le correspondí sin esfuerzo, dejándome acariciar lascivamente por ese hombretón que ese día me dominó por completo y me cogió haciéndome disfrutar de verdad con esa pasión animal, haciéndome sentir una autentica perra en brama, a tal grado que hasta me imaginé siendo cogida por su perro Sultán, me estaba calentando de nuevo, esperaba que me la metiera de nuevo, pero de repente paró.
--Espera perrita, me dejaste seco de los huevos, en verdad me los exprimiste, te espero mejor mañana para darte otra buena cogida entre mi Sultán y yo, recuerda como mi perro hizo disfrutar a su perra, y como yo te hice gozar, pues mañana el placer será doble y todo para ti, de acuerdo perrita?...
-Está bien mi amor, mañana estaré aquí…..le contesté sumisa, me incorporé del sillón para recoger mi ropa y cambiarme, no encontraba mi tanga roja y vi que Roberto lo tenía en su mano….
--Este me lo dejo como recuerdo de este día que me cogí a la señora Maribel, y disfrutó como toda una perrita en celo jejejejeje, mañana te pones otro tanguita igual de sexi que este, al cabo que te lo vamos a quitar entre Sultán y yo, y quizás mi perro se lo quiera dejar de recuerdo, jejejejeje…….sus comentarios de burla no me molestaron, al contrario debo reconocer que en realidad tenia razón, disfruté esta experiencia con Roberto, derivada todo de ponerme caliente el ver coger a unos perros, y Roberto supo aprovechar de mi calentura para cogerme de una forma animal, haciéndome creer y sentir que era una perra en celo, y disfrutar ser cogida por un macho perruno, toda esta situación morbosa me animaba a probar una relación zoofilica.
Ya vestida con mi medio arrugado y sensual vestido negro, me despedí de Don Roberto con un tímido beso en la boca, que el se encargó de volverlo apasionado, para luego darme una sonora nalgada en mis carnosos glúteos.
--PLAF…Hasta mañana señora culona, té espero por la tarde a la misma hora que viniste hoy, yo me encargo de preparar todo temprano, Sultán y yo vamos a estar bien bañaditos esperando a nuestra perrita, jejejeje….
-Hasta mañana Roberto, yo también voy a venir bien bañadita y perfumadita para conquistar a mis dos machos, jijijiji…..le contesté risueña y decidida a cumplir esta nueva y zoofilica aventura.
Pero en realidad estaba preparada para esta práctica???????????????...........


Otros relatos eroticos Infidelidades

mi compadre me dejo embarazada

Categoria: Infidelidades
Ambos iniciamos a besarnos con toda pasión, con aun más pasión que la primera vez, mientras nos besamos Armando comenzó a tocarme mi zona intima debajo la falda de mi vestido y como consecuencia a esto de inmediato me moje toda, ¡Quiero hacerte el amor! Me dijo suavemente al oído, -Lo sé y también quiero- le conteste.
Relato erótico enviado por putita golosa el 29 de August de 2010 a las 23:31:22 - Relato porno leído 351982 veces

todo por mi hijo

Categoria: Infidelidades
Una madre es capaz de todo por sus hijos, aunque eso conlleve serle infiel a su marido.
Relato erótico enviado por Anonymous el 12 de July de 2009 a las 22:03:27 - Relato porno leído 277562 veces

como me cogi a mi suegra 6

Categoria: Infidelidades
Después de cogermela en secreto, mi mujer me propuso a mi suegra:
Relato erótico enviado por Investigador el 14 de February de 2006 a las 09:24:31 - Relato porno leído 224381 veces
Me coji a Sol la mujer de mi primo, ella tiene 33 años y yo 22, por fin hice realidad mi sueño de follarla en mi propia casa.
Relato erótico enviado por Anonymous el 20 de September de 2012 a las 00:19:51 - Relato porno leído 204766 veces

putas casadas

Categoria: Infidelidades
Relato casi en su totalidad real que demuestra que toda mujer casada es una puta sumisa en potencia
Relato erótico enviado por morboso sadico el 29 de July de 2009 a las 18:09:16 - Relato porno leído 200346 veces

Publica en tu muro de Facebook si te ha gustado el relato 'MI ESPOSA MARY 4 '
Si te ha gustado MI ESPOSA MARY 4 vótalo y deja tus comentarios ya que esto anima a los escritores a seguir publicando sus obras.

Por eso dedica 30 segundos a valorar MI ESPOSA MARY 4 . dr.medico te lo agradecerá.


Comentarios enviados para este relato
Este relato no tiene comentarios

Registrate y se el primero en realizar un comentario sobre el relato MI ESPOSA MARY 4 .
Vota el relato el relato "MI ESPOSA MARY 4 " o agrégalo a tus favoritos
Votos del Relato

Puntuación Promedio: 5
votos: 1

No puedes votar porque no estás registrado

Online porn video at mobile phone


viejo feo y vergon fotosrelatos pornogay el tendero me iniciase sento en mi cara asfixiaba coño relatosrelatos cornudos ese viejo mas que el maridoese vejete vergota mas que mi marido en mi camarelato erotico retraso madurativoágujeros de culos abiertas de sesentonas gratisverga vigiladorrelatos cojiendo el ardiente culo de hija universitariam cojieron.por apuesta relatosrelatos realice un trio con mi marido y me gusto el pene del otroRelatos eroticos encesto cuñada yjastraeliterelato mi vecinaMi madrastra me cojio relatosrelatos XXX de casadas rescatadas preñadarelatos eroticos mamadas cucasrelato porno nene de12Deslechando a mi tio relatosrelato mi abuela me folla tomadarelato en peque0Š9o culo de mi hijita 1mi primito probo mi culo historia"el trasero de mi pequeña hija "parte 2 relatos pornorelatos sexuales cristina y don tito parte 5sexo xxxfuerte consentidorelato irotico teniendo sexo ala fuerza el patron ala servientarelato erotico la puta del contadorun viaje increible parte 2 completo relatos eróticosrelatos eroticos mi peon casi me revientadesliz de esposas cachondasrelatos eroticos cariño me rompes todacuento suegra viuda buenas tetas culo con semental 2Mi prima vani y yo relatos fetichismosbuscadorrelatos.comRelatos mi novia me engañacon su padrastro perdi mi virginidad con un travestipor infiel me sacaron leche materna relatorelatos eroticos toma damerelatos eróticos Hugo y marielaRelatos anales piernudasrelatos eroticos de mi vecinita me mama la polla y se toma toda la lefaaprovech¨¢ndose de su cu0Š9ada xxx meti¨¦ndoles por atr¨¢s pornoporno relatos. a mi esposa chantajean por andarRelato me culie un mayatitomi esposa se mete tachas para cojer relatofotos porno me la cogi borrachatodos los relatos de la esposa mariachantajean a mi esposa por andar de bares relato pornorelato de estidiantes rubia follondo con vergonesrelato porno bolivianorelatos me la follo sin condónrelato porno me gusta coger soy una puta de guadalajara[email protected]viejos vegonesrelatos pornos con caballoshijo clavameesa vergota que tienes por el culocache:sv0qocDz-s0J:marketzap.ru/relatos/eroticos/ficha/un-dia-en-las-fabricas-1571.html me cogieron panzona relatos xxxRelatos de mi esposo vamos con parejas y descubro que el es bisesual xxxrelato porno gay urologoEsa señora cachonda, vocal de la secundaria fotos de chicas rubias desnudas y muy tetonas segregando semen por la vaginavideos pornos de paturuzitoLas historias mas calientes mi cuñada en vestido sexirelatos eroticos alumna profesor casadopareja abierta gay relatoMujeres cogiendo con los nesinosrelato me rompieroncuentos heroticos como cojer con una chava virjenMi odioso vecinito 10A mi sobrina le esta saliendo vello pubicorelatos pornorelatos eroticos le ronpieron el culo ami mujer segunda parte